Qué fantástica es la naturaleza. Qué bien hechos que estamos! Desde luego no sé que hay después de la muerte, pero sí sé que hay algo, un Ser, un Ente que nos ha hecho perfectos.

Las mujeres estamos concebidas para parir, para dar a luz, para criar a la humanidad, para tener descendencia, para dar de mamar! Para ello, nos ha dotado de estos dos fantásticos pechos cargaditos de leche para nuestros retoños.

Y con la leche y la Bendita oxitocina! somos capaces de TODO! Lo aguantamos todo, las horas de sueño, los dolores de los pezones, el estar 24 horitas pegadas a nuestros bebitos. Cómo sería posible sin estas hormonas de nos recorren todo el cuerpo?!

Qué diferencia de mi cesárea a este maravilloso parto vaginal! Con Marina, a estas alturas, ya había renegado de dar de mamar, ya le daba biberón. con Paula, quiero darle teta y más teta!! Noto la hormona del amor dentro de mí.

Me siento fuerte, confiada, tengo la seguridad que me faltó con Marina y recuperé sólo a los dos años de haberla tenido. Qué gran aprendizaje!!

Sí, Marina me enseñó el camino y Paula me lo ha facilitado, me ha allanado las piedrecitas que me pudiera encontrar!! Con Marina no salía a la calle por miedo y ayer me fui de paseo con las dos, tan pancha!!

Bendita oxitocina!! Benditas hijas!! Cada vez estoy más orgullosa de mi parto vaginal y de la lucha que emprendí contra los que me querían hacer otra cesárea. Desde aquí grito un rotundo NO!! a las que están a favor de las cesáreas. Cómo se puede programar el nacimiento de un niño. Eliminan la mejor parte de la experiencia. Privan al bebé y a la mami de ese enamoramiento contínuo. Es un bienestar que no se puede explicar con palabras. Es una placidez, una garantía de salud, de tranquilidad. todo va bien. Puedes con todo!!

No sé si vosotras os sentísteis igual, pero yo estoy TAN BIEN!!

Anuncios